domingo, 22 de marzo de 2009

Minutos musicales: Glutamato Ye-Yé canta con nosotros



Este Canta con nosotros es la épica versión que hizo Glutamato Ye-Yé de la canción del mismo nombre que el grupo Voces Amigas interpretaba allá por el año 1968. Recomiendo ver los 8 minutos del video, porque la entrevista es bestial.

Glutamato Ye-Yé es un grupo ochentero imprescindible. Temazos como Un hombre en mi nevera, Holocausto Caníbal o Todos los negritos tienen hambre y frío (ojo a este directo, con pelea de panes incluída) son muestra de ello. Iñaki Fernández (a veces Iñaki Glutamato) era el líder de la banda de la movida, y de esa guisa, a lo Hitler, se presentaba ante el personal. Me río de los que dicen ir de provocadores actualmente.

A pesar de que el grupo se separó en los 80 el año pasado se reunieron para dar un concierto en la Joy al que no asistí porque soy gilipollas integral.

Pero no quiero quitar méritos a Voces amigas. A pesar de no contar con Hitler y de ser incluso menos conocidos que Glutamato, merece la pena ver la versión original. Con todos ustedes, Canta con nosotros, otra vez:



Canto a la verdadera libertad, canto AUF WIEDERSEHEN!

BONUS TRACK, toma portada:

6 comentarios:

Z0MBI dijo...

¡Me encanta Glutamato Ye-Yé! La lucha de pan esa, jojojo, tuvo lugar en el programa de televisión La edad de oro, ¿verdad? Menuda pasada de programa, amigo. Tengo bajados un montón de ellos. Algunas entrevistas son de lo más hilarante, porque los cantantes o artistas suelen estar muy pero que muy "colgados". Como ejemplo, recuerdo la entrevista a Poch, en la que éste no podía parar quieto de tantas anfetaminas que llevaba en el cuerpo. era incapaz de decir algo con un mínimo de sentido. O cuando murió un pintor, de cuyo nombre no puedo acordarme, al ser incinerado vivo en su pueblo de Andalucía por ir disfrazado de ángel drag queen, y entrevistaban a un amigo suyo al que no se le entendía nada de la tremenda borrachera que llevaba encima.

¡Un abrazo!

Lord Balin dijo...

Hitler? pero que habilidad para los subliminales.
Pues no los conocía (enga, pegadme!) a lo mejor tendrá algo que ver que tenga 16 años y que mi generación sea la mediocre del 93 xD.

P.D: puede que el miercoles pase por tu facultad, y por la de Kun...vamos, que en general es que tengo excursión de alegres escolares a la Ciudad Universitaria, aer si da la casualidad de que te veo en la cafetería que me han dicho que haremos una alto para que se rían de nosotros y comer de paso allí.

Guybrush dijo...

@Z0MBI: de Poch encontré el otro día un video con Siniestro Total, en el que por cierto también aparece Iñaki Glutamato, donde cantan Dios salve al lehendakari y Dios salve al conselleiro completamente borracho. Acojonante: http://www.youtube.com/watch?v=HWxBVdknQu4

@Lord Balin: ¡Kunzahe y yo estamos en universidades distintas, él va a la Autónoma! De todas formas luego hablamos por el msn, yo estaré allí seguro, (en clase o no), y Khelpie también, claro, y estaría bien vernos las caras. Y verles las caras a las futuras comunicadoras, ejem.

Adamska dijo...

¡Nacer en el 93 no es excusa cuando esto data de los 80! Yo los conozco por mi padre, que el hombre tiene sus momentos nostálgicos y a veces me da clase de la España embrionaria. Luego mi tío me puso par de vinilos (ojo, par canario, que eso es más de dos) y ahora estoy por hacerles un culto.

Lo que me echa atrás es la idea de que se una Tomcrús.

Z0MBI dijo...

¡Dios salve al conselleiro, que no es un botafumeiro!
XD
Por aquella época todos andaban muy cerca unos de otros. No es raro que los veas juntos. En concreto, el de Glutamato andaba en todos los saraos. En TODOS. Y Poch... una historia dramática la suya. Le diagnosticaron una enfermedad genética incurable siendo bien jovencito. Le dieron muy pocos años de vida. Así que no es de extrañar que estuviera todo el día comiéndoselo absolutamente todo, aunque con especial predilección por la dexidrina, creo.

Guybrush dijo...

Sí, lo del pobre Poch lo sabía. Padecía lo que se llama el baile de San Vito. Lo que no sabía con exactitud es la mierda que se metía, pero bueno, no me sorprente, y hasta lo entiendo.